El espíritu de las flores

A las puertas ya de la primavera, nada como la musicalidad de un buen perfume que pacifique con su delicada cadencia esa inevitable insurrección de los sentidos que trae consigo el cambio de estación.

Estoy pensando en Esprit de Fleurs, un aroma que combina el candor inocente de las flores con el carácter licoroso del cognac. Esprit de Fleurs es uno de los admirables perfumes de la casa Frapin, el nombre mítico de uno de los mejores coñacs de Francia.

Toda la sabiduría acumulada a lo largo de veinte generaciones, empeñadas en la elaboración artesanal de un gran licor, se refleja ahora en el arcano exquisito de los olores. Y en el entorno privilegiado del castillo de Fontpinot, en la región de Charente, nace Esprit de Fleurs, un aroma traslúcido, chispeante, acidulado y dulce a la vez, envuelto en la estela volátil de las barricas de roble, ese halo inefable al que llaman cuota de los ángeles, que se recrea en un perfume inolvidable escrito con el lenguaje misterioso de las flores.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Perfumes y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s